jueves, 27 de agosto de 2009

Aunque me cueste aceptarlo...


Es que soy vaga, no me digas...
como rondando la periferia con sueño
dando vueltas antes de entrar
adorando el mediodía panza arriba, esa niña con mamadera
cerrando los ojitos cuando ando en colectivo
y pensando en angelitos a cada ratito

Eso es que soy vaga, no me digas...
En conversaciones con gente inteligente
me tapo la cara y la verguenza
cuando descubro que yo sí, yo puedo no hacer "nada"

Aquellos momentos en los que mi proyecto se llama "bajo el árbol"
y es un seminario de respirar profundo comer y dormir
hasta que salga de memoria y sin errores

Soy vaga, sí
cuando en mi curriculum falta el vitae
y la experiencia laboral salta de una torre de fotocopias hasta un escenario
eso es que soy vaga, no me digas...
no me digas, que para eso estoy,
para discriminarme por intentar siempre y en cualquier lado... La Siesta

viernes, 21 de agosto de 2009

Que baje la marea


Sabina dice "... y un rojo escalofrío..."

Me inflo, me inflo, me inflo
Me hundo, me hundo, me hundo
Cuando de hinchada debería flotar
peso y me hundo

Me enoja que me deje a tres cuadras
cuando quiero bajar en la puerta de casa
y el mundo entero me parece estar a tres cuadras
de esas que miden mucho más que cien metros
Ydespués lloro, lloro y lloro
y al otro día no soy yo
y a la tardecita me arden los ojos
quisiera dormir durante horas y horas
que sumen tal vez, cinco días

Ese tiempo que dura el ciclo
de color rojo, muy rojo
de lo que se va porque no encuentra sitio
de lo que sale porque no dejo quedarse
y lloro, lloro y lloro

Claro, "te está por venir..." dice él
y mis ojos ya están teñidos también de rojo
de su razón me quedo con la mente
pero de sus palabras con la herida del corazón
Si por lo menos dos días de cada mes
lloro, lloro y lloro
por ningún motivo de los sabidos
o por todo lo que vivo

Ese veintiocho de cada mes
en el que llega el sobre rojo de la factura
que debo pagar con estas lágrimas que también se pierden
en forma de pago,
por no querer ni comprar ni vender...

Yo, tengo el día femenino
El, tiene un argumento verdadero
asegurados en el ciclo, tomamos una taza de café
y esperamos que baje la marea

jueves, 20 de agosto de 2009

contraseña

Tengo miedo de olvidar la contraseña para siempre

Y perder todo

Todo por no recordar

por no anotar

tengo miedo que Windows life, facebook y el yahoo no me permitan nunca más ingresar a ningún lado

tengo miedo de olvidarlo todo por amor y después no recordar el aroma
de abandonar para siempre esta memoria que manotea trapos secos
que llegue el día en el que escriba una y otra vez cinco números y cinco letras y ninguna abra mi memoria

Eso puede pasar, me dijeron
A una amiga de mi prima le pasó y ya no tiene nada archivado en ningún lugar
se la ve liviana, vacía, como volando
se la ve libre y cristalina


Pero claro, totalmente fuera del sistema

martes, 18 de agosto de 2009

Las plantas, la distancia y el regreso



Se dieron cuenta de lo mucho que se amaban cuando estuvieron separados

Y él no encontraba el lado derecho de la cama
y ella no tenía mano para encender el horno
Cuando en la noche, en los mimos de otro,
olían el aire de la primavera juntos

Cuando debieron beber un poco más de vino para tener más dolor de cabeza
...........................................................................
Ella, encontró una mañana hermosa

El lloró al ver salir el sol,
entonces corrió a buscar la mañana de ella,
que regando las plantas cantaba Sandra Mihanovich

y ningún asombro brotó al verlo con... esa ropa
y le dijo: te gusta el ficus? Viste como creció?
El recordó el tamaño del arbolito y pensó que estaba igual

lunes, 17 de agosto de 2009

me abrazó y no me electrocuté
me acurruqué

me acarició la piel y sonreí
y me descubrí...

abriendo la puerta que da al patio de atrás
mostrando mi estilo de nadadora profesional

porque cuando me abrazó y me acarició, aún seguía con vida,
con tantos latidos...
que quise festejar

(mojada siempre, porque salía de la pileta
olvidando las ojotas, era obvio que la electricidad me mataría...
pero ese abrazo me dejó con vida
A veces, como en los sueños, espero el final
que no viene porque no puede...)

jueves, 13 de agosto de 2009

Otra vez arróz


Adora el arróz, pero... otra vez?

Había prometido, mientras se entregaba a la Fuerza de Gravedad y a la Bonita Suerte,
que amaría más, allá afuera.

Que una vez que saliera y el primer rayito de sol secara sus lágrimas
tomaría aire y empezaría de nuevo
Sonrisa cómoda en la boca, ojos cristalinos, frente despejada, agradecida de haber subido, de haber salido, de haber volado bajo el agua.

Asombrada.

Sí, tal vez el asombro fué lo que la llevó a no poder creer haber llegado a la superficie.
Y como suelen suceder las cosas en femenino, no creyó y entonces olvidó Todo.

Camino tres pasos,
pisó una almeja en la arena,
se lastimó el pié
vió el color de su sangre
recordó el sabor del ultimo vaso de vino
el sol se cubrió de nubes
la sombra trajo lluvia, trajo de todo

Enojada por haber olvidado que se había quedado corta, pero que había logrado subir...

Siguió el humo,
como sonámbula,
dejando sus huellas,
se acercó otra vez al borde

... allí, donde muy rara vez, se puede pensar...
(¿El asombro es varón?)

miércoles, 12 de agosto de 2009



En que momento aprendí lo que sé
en que momento supe ubicar los océanos, paíces y capitales
(tal vez cuando ya no debía estar en la mesa de geografía, con aquella profesora)

En que momento dejé de tener miedo de pasar por el cementerio
y empecé a sentir tristeza
(quizás ahora que ya tengo conocidos en ese lugar)

En que momento conté un cuento
entendiendo lo que decía
(seguramente ahora que mis hijas necesitan entender la historia)

Y en que momento aprenderé lo que me falta?
(a cada rato, o no tengo la menor idea)

viernes, 7 de agosto de 2009

Danza Pis

Se lo dije al oído, a la maestra de pollera gris
Otra niña, primero, vió el charco
Luego Alicia preguntó y nadie respondió

Me tiraba tanto el rodete...
Me daba tanto calor usar medias y polainas...
Me comían el paquete entero de galletitas en la pausa...
Bailaba, me gustaba mucho la punta de pié y la música... correr correr y saltar con un giro
Pero esa tarde, a las 14.30 me hice pis en danza clásica
Entonces Alicia armó la fila y cada una al oído le decía "la verdad"
como si nadie lo notara cuando se me acercaba
y cuando llegó mi turno, le dije: fui yo.

La maestra de danza, después de mi confesión rompió la fila y dijo:
bueno, listo, seguimos la clase (y dos palmadas) Me pareció que ese no era el trato, si me hice pis, sobre la bombacha, sobre las medias, la malla y las polainas, si dejé un charco en el piso de madera, si olvidé de ir al baño esa mañana
...confesé la verdad...

no dejé de bailar, pero aún sigo dando vueltas... húmeda
e s q u e m e t i r a b a t a n t o e l r o d e t e


miércoles, 5 de agosto de 2009

El femenino arbol genealógico está cansado


La niña no quería parecerse a su madre
su madre tampoco quería parecerse
a la abuela de la niña
la abuela, siguiendo la lógica del
"no me gusta ese modelo"
tampoco quería parecerse
a la bis abuela de la niña,
que no podía descanzar en paz
porque le llegaban demasiados ruidos
y el peso era tan grande,
que pasaba el valioso tiempo de la Otra Dimensión
en derivar a todas las madres que habían habitado
dicho árbol genealógico
los reclamos y las quejas recibidos,

desde la primera de todas...
que bien despierta estaba, la pobre mujer
a causa de la factura...

Por favor, volvamos al principio...
¿Por qué está triste esa niña?

¿Y el fondo?



















Y los pies no le llegaban al suelo
Así que no le quedó otra opción
mas que dejarse llevar
por la rareza de la fuerza de gravedad,
cuando se sube lentamente, porque sí

(a veces, la Fuerza de Gravedad es aliada de la Bonita Suerte)

Se quedó corta y no se pudo empujar
Ha sido un problema no medir la profundidad antes de arrojarse
Ha sido un inconveniente no meterse de a poco,
no almacenar aire por las dudas
no sentirse mortal en el intento
o no recordarse en su talla

Al compás de negras y corcheas
con los brazos hacia arriba
apuntando la mirada hacia el reflejo del sol,
del otro lado de la superficie

Midiendo en tiempo y felicidad
prometiendo a sus vías respiratorias
no volver a jugar con el oxígeno
se entrega y

ya planea amar mucho más allá afuera...

martes, 4 de agosto de 2009

No me acuerdo... si dormía!


El plato de comida, que en un momento fué la cena,
se enfría de la periferia al centro
(el centro siempre mantiene un poco más el calor)
durante horas.

Esas son las horas del taconeo, aunque en casa siempre esté descalza, ayudan a la ebullición de mi fastidio.

Luego la cena apretada en el "taper" que con tapa equivocada va a la heladera,
y ya todo olvidado para el comienzo de mi sueño..... o no tanto

Cuando duermo no se quien soy, por lo tanto no se quien es él.
Por supuesto, no comprende esto e insiste en acostarse a mi lado como mi esposo
Y el problema aparece en el desayuno, junto al café instantáneo
que nos encanta.

¡Ya le dije que no venga tan tarde!



sábado, 1 de agosto de 2009

Ambiguo sin puntitos


Sucedió que el día había amanecido ambiguo
Pasaron horas en las que me levantaba de la cama
cuando el rayito de sol entiviaba mi cara en el fuego ponía la pava,
pero ya las nubes lo tapaban
y así varias veces, de la cama a la cocina
desafinando en mi sueño,
armonizando al despertar

y componiendo confusiones...

S e h a c í a d e n o c h e y d e d í a e n e s a m a ñ a n a

Florecía y marchitaba
iba y venía
tomaba el mate y lo destomaba
soñaba y anotaba

La noche en el día es un problema, como el no sobre el sí, como el re sobre el mí.
Y así a ese día lo llamé jornada por primera vez...

y m e s e n t í g r a n d e

No fuí a trabajar, fuí a cumplir con mi jornada laboral
Recuerdo, que durante toda la jornada, estuve quitando y poniendo mi abrigo,
aún dentro de la oficina sin ventanas